Analizamos sus rivales
12 DE Enero DE 2019 / 17:25

Astralis: Una fuerza imparable en busca de un objeto inamovible

¿Quién logrará destronarlos en 2019?
El dominio de Astralis durante la segunda mitad de 2018 fue indiscutible. No solo la cantidad de victorias que acumularon sino la manera en la que lograron los títulos, sometiendo a sus rivales y encontrando solución a cada enigma que se les planteaba.
 
La diferencia entre los daneses y cualquier perseguidor es tal que en el ranking objetivo de HLTV llegaron a doblar en puntos al segundo clasificado, situación sin precedentes. Con el Major de Katowice a la vuelta de la esquina es inevitable preguntarnos quién puede arrebatar la corona a los de zonic.
 
Derribar al equipo rojinegro parece una tarea heroica solo a altura de unos pocos: FaZe, Liquid, MiBR y NaVi. A pesar de ser equipos de gran enjundia, una mirada bajo el microscopio arroja más razones para creer en la extensión del reinado de Astralis más que en su posible caída.
 

FaZe: Problemas radicales, cambios radicales

 
Cuando se habla de radicalidad olvidamos que el término alude a lo relativo a la raíz y FaZe tiene un problema radical. La transición entre Karrigan como líder en partida hacia NiKo es la primera medida de esta naturaleza en el núcleo del combinado europeo. El fichaje de YNK en sustitución de Robban es otra medida radical. Un entrenador con relativa experiencia que llega tras fracasar en MiBR. A su favor juega el pasado compartido con NiKo y ser una de las pocas figuras por las que la super estrella ha mostrado respeto y admiración públicos.
 
La llegada de AdreN es la única medida de relativa mesura adoptada por el equipo. Un jugador de enorme experiencia que ha ido perdiendo habilidad mecánica a lo largo de los últimos dos años. En principio, su participación será temporal y su fichaje queda condicionado al rendimiento que dé en Katowice y los resultados y sinergia que genere. Sí, en su cenit AdreN era una bestia, pero no está en su cenit. De estarlo, podríamos hablar sin miedo del equipo con mayor potencial individual de la historia del juego.
 
La única posibilidad de que Astralis caíga frente a FaZe pasa porque YNK recupere la mejor versión de AdreN y tenga tiempo suficiente de trabajar el aspecto táctico con NiKo. La historia reciente del juego nos muestra que esto es poco probable.
 
 

Liquid: El complejo del eterno perdedor

 
De s1mple a TACO, Liquid lo ha intentado todo para ganar. Infinidad de cambios de alineación, diferentes aproximaciones tácticas; nadie puede acusarlos de no haber trabajado en apuntalar su juego. Sin embargo, a pesar de la explosión de Twistzz y del potente entramado táctico planteado por Zews, Liquid se dio de bruces con el muro de Astralis una y otra vez en 2018, llegando a perder cuatro finales contra los daneses.
 
Los recientes cambios de cromos entre Liquid y MiBR no favorecen al equipo norteamericano. TACO es el mejor jugador de NA en su puesto y cambiarlo por Stewie2k, un jugador de corte agresivo y acostumbrado a sistemas que giran a su alrededor, obligará al equipo a desplazar componentes hacia roles que les son ajenos. Perder a zews significa perder al entrenador con el currículo más sólido de la escena. Exitoso con los brasileños y exitoso en Estados Unidos, Wilton Prado se ha consolidado como uno de los referentes mundiales en su papel. La llegada de adreN (el norteamericano, no el kazajo) ex jugador sin experiencia de entrenador, con buen fondo de armario táctico, pero nula formación en liderazgo de equipo, dificilmente podrá suplir al brasileño.
 
La única manera de que Liquid pueda derrotar a Astralis pasa por sacudirse el fuerte complejo de perdedor que arrastra desde la fatídica semifinal de MLG Columbus en 2016 y dar con la tecla correcta que permita a Stewie2k desatarse y volver a su máximo nivel.
 
 

Made in Brazil: Cualquier tiempo pasado fue mejor

 
La candente adición de felps confirma la vuelta a casa de ex jugadores y entrenador que ya habían conformado un equipo ganador en 2017. La barrera idiomática, el choque cultural y las diferencias en dinámicas de trabajo han supuesto una losa demasiado pesada para el experimento brasileño-americano, que apenas ha durado unos meses.
 
Reunir el exitoso quinteto carioca no es una estrategia novedosa. En el pasado ya hemos visto a otros equipos legendarios apostar por esta vía y la historia no fue amable con ellos. Si bien es cierto que esta configuración obtuvo la gloria, también es cierto que terminó descarrilando.
 
La única oportunidad de MiBR para tumbar a Astralis es reencontrarse con su mejor versión, previa a los eventos que los llevaron al fracaso. Si la dinámica de grupo es positiva y cada uno se ciñe a su parcela de juego, es posible que el combinado de estrellas brasileñas no colapse sobre sí mismo como hiciera  a finales de 2017.
 
 

NaVi: La definición de locura es intentar lo mismo una y otra vez esperando diferentes resultados

 
Natus Vincere parece contar con todos los ingredientes necesarios para dominar: El que para algunos es el mejor jugador que jamás haya visto este deporte, s1mple; una leyenda de versiones anteriores del juego, Edward; por un líder táctico y anímico de éxito indiscutible, Zeus; montañas de pólvora en forma de electronic y flamie...  y sin embargo han sucumbido frente a Astralis en 10 de las 15 ocasiones en las que se enfrentaron durante 2018 en torneos presenciales.
 
A su favor juega la continuidad. Esta formación lleva junta desde que electronic se uniera en noviembre de 2017, tiempo de sobra para consolidar una cultura interna y una estructura sólida. La redifinición de flamie como jugador de apoyo y la expansión de electronic como potencia de fuego rejuvenecieron un equipo que estuvo a punto de desmembrarse.
 
NaVi puede ganar a Astralis, de hecho ha sido de los pocos equipos que han plantado cara a los daneses en la segunda mitad de 2018, pero salvando el aparente dominio amarillo en Overpass, Astralis supera a NaVi en prácticamente cada apartado del juego. 
 
Para que NaVi destrone a Astralis en Katowice han de darse una serie de circunstancias concretas: que s1mple y electronic rindan a su máximo nivel, que flamie y Edward sean una mayor amenaza para el rival y que Zeus contribuya al juego del equipo más allá del liderazgo en partida. Las estadísticas generales del IGL son una rémora excesiva para el equipo en una era en la que jugadores como gla1ve o NiKo son capaces de producir números asombrosos. 
 
 
Por supuesto, el Counter-Strike es un juego volátil. Todos pueden ganar y todos pueden perder. Una mención especial para equipos con potencial para derrotar al actual archienemigo serían NiP, famosos por cazar a Astralis en todas sus etapas y con todas sus alineaciones; Fnatic, equipo que nunca ha de ser subestimado; NRG, potente conjuntos de jugadores jóvenes y con talento descomunal; BIG, conocidos por innovar en Majors y que ahora cuenta con el temible XANTARES y mousesports, quinto en discordia en una apretada clasificación mundial.